Prensa y Multimedia

Noticias

Ingresa 1ra generación de alumnos de la Escuela Militar que tendrá formación conjunta con la PUC

Publicada: 23/02/2021

La Escuela Militar recibió este lunes a 240 nuevos alumnos de distintas regiones del país, 36 de ellos mujeres, todos quienes integrarán la primera generación de oficiales de Ejército, Promoción 2021-2024, que iniciará su formación bajo un programa desarrollado en convenio con la Pontificia Universidad Católica, y que responde a las exigencias que se requiere a nivel nacional y mundial, como futuros oficiales de la Institución.

Durante el día y tras un riguroso proceso de control sanitario, con entrega de PCR y encuesta sanitaria, los futuros cadetes ingresaron en diferentes turnos, para luego pasar a sus respectivas compañías, recibir sus primeras instrucciones y correspondiente cargo, para finalmente y en un breve pero simbólico acto, que fue presidido por el Comandante del CEDOC, General de División Osvaldo Vallejos M., ser saludados por el Director de la Escuela Militar, Coronel Francisco Arellano S.

En el Patio Alpatacal, donde integraron su primera unidad de formación, el Coronel Arellano junto con brindarles la bienvenida, les transmitió la misión del Instituto “formar oficiales de excelencia para que se incorporen al Ejército y a la sociedad chilena”, sostuvo, añadiendo que en este proceso deberán desarrollar las tareas militares propias y valores fundamentales de la profesión, donde puntualizó se enfatiza en tres dimensiones, intelectual, física y valórica. En esta línea planteó que será el primer año que contará con un nuevo plan de estudios, con una malla curricular escalable con opción de diversas menciones, flexible para poder retomar asignaturas y con créditos transferibles para optar a futuras carreras universitarias, además de tener la opción de ser becados, y todo en el marco de una alianza estratégica con la PUC.

Asimismo, destacó el esfuerzo tanto de los jóvenes como de sus padres, para alcanzar “una nueva forma de servir a Chile, siéntanse orgullosos del paso que están dando, de la carrera que abrazan con tanta ilusión”, aseveró, recordando que los padres también son protagonistas de esta formación.

Por lo mismo, y durante la tarde, el Director envió un video de saludo e informativo a los padres de los nuevos cadetes, detallándoles los siguientes pasos que cumplirán en su proceso formativo, junto con las respectivas medidas sanitarias adoptadas en el recinto.

Para ingresar el presente año se inscribieron en el proceso de postulación 2.326 jóvenes, quienes debieron pasar por las diversas etapas y respectivos requisitos, como exámenes médicos, entrevista personal, pruebas físicas y de conocimientos, todo bajo estrictas medidas sanitarias.

Mauricio Gacitúa L., padre de un nuevo cadete, reconoce “como una satisfacción para él y para nosotros como familia, porque gracias a Dios tenemos dos hijos, y uno entró hace poco a la Escuela Naval, somos de Talcahuano, y este otro hijo ingresando la Escuela Militar, así es que como padres nos sentimos contentos y agradecidos”, mientras que su hijo, Diego Gacitúa Y., recuerda que hizo el Servicio Militar, “y que fue mucho trabajo ingresar a la Escuela, lo logré con mucho esfuerzo y dedicación, cumplí este objetivo, y ahora darle gracias a mis padres, por su esfuerzo y dedicación, porque sin ellos no lo habría podido lograr”, sostiene. 

Para Yesica Bustamante C., madre de Vicente Campodónico B., uno de los nuevos alumnos, señala que “como familia estamos orgullosos de sus logros, es lo que más quería y pudimos apoyarlo, vemos un gran futuro en su carrera como oficial”. Por su parte, Vicente se refiere a esta opción profesional como “un gran logro de vida, era mi sueño desde muy pequeño y es algo muy significativo porque esto refleja un año de esfuerzo y en un periodo con pandemia, donde también he visto la labor que realizan en el control por el Covid-19 o en las fronteras”, recalca con orgullo, junto con mencionar que su padre es Suboficial de Carabineros de Chile. 

Por otra parte, para Vicente Muñoz S., junto con sentirse orgulloso por esta meta cumplida “porque fue sacrificado y requiere un gran esfuerzo”, ello en alusión en que incluso hizo su Enseñanza Media en una escuela premilitar como indica su padre, Pablo Muñoz R., “estamos muy contentos por este día, aunque con sentimientos encontrados, porque no veremos tan pronto a nuestro hijo, pero felices y orgullosos porque estamos entregando a nuestro hijo al Ejército de Chile y contento con él porque era su sueño”.

Galería

Ejército de Chile

Av. Tupper 1725, Santiago Centro - Chile
+56 2 2693 4000 (Central Telefónica)
|
+56 2 2693 4701 / +56 2 2693 4703 (Relaciones Públicas) | [email protected]atejercito.cl